Ser artista fuera del Gran Área Metropolitana en Costa Rica

  • Updated

Ser artista fuera del Gran Área Metropolitana en Costa Rica

 

Seguinos por:

https://www.facebook.com/raizteatro/

https://www.instagram.com/raizteatro

www.raizteatro.com

https://raizteatro.blogspot.com/

https://criticandoandoteatro.blogspot.com/

https://si.cultura.cr/agrupaciones-y-organizaciones/raiz-teatro.html

Ser artista fuera de cualquier casco central en cualquier país implica retos diferentes, y estos siempre son más profundos que en las áreas metropolitanas. En relación a las dinámicas de centro y periferias, en un país centroamericano las condiciones de desarrollo artístico para una persona trabajadora del sector, son mucho más limitadas, tomando en cuenta que Latinoamérica es una periferia, y Centroamérica es la periferia de Latinoamérica.

Esta lógica se extiende al interior de Costa Rica, donde tres de sus siete provincias son la periferia del país. El Plan Nacional de Desarrollo “cataloga” a estas provincias como sectores de prioridad para la acción del gobierno, y destaca ciertos cantones con condiciones críticas en los que la pobreza alcanza niveles muy elevados.

El desarrollo artístico de una persona puede relacionarse con el nivel de pobreza de una zona geográfica, ya que las oportunidades de formación, de contacto, de exposición, de trabajo remunerado dignamente y con condiciones laborales legales son realmente escasas. Esto implica que los esfuerzos de esa persona tienen que ser muy notorios y su tenacidad sobresaliente, para poder abrirse paso en un contexto tan poco estimulante. Implica también que las personas artistas trabajamos al/en el margen de muchas posibilidades de crecimiento profesional.

En estos escenarios de pobreza, el ejercicio del arte y la cultura se vuelve pesado, y las políticas públicas tienden al desmantelamiento de las acciones que sostienen condiciones de desarrollo humano digno e integral, ya que el arte es totalmente desvalorado bajo la lupa de la lógica neoliberal, y pues, también es entendible que primero hay que resolver lo más básico, el hambre del pueblo.Los presupuestos que el Estado costarricense destina alderecho humano paraacceso a la culturaen las zonas descentralizadas son recortados casi hasta su extinción, y por supuesto esto viene del recorte a los fondos destinados a la cultura a nivel nacional.

Y sí, Costa Rica es un país pobre, con un 26.2% de su población en situación de pobreza1, y con una deuda externa que para el 2021 se estima que sea de ¢28.847.349,3 millones, lo que representa un 80,5% del PIB2-lo que significa que aunque se extinga el planeta la deuda nunca será saldada-. Realidad acrecentada por una histórica y sistemática administración pública corrupta e ineficiente -la cual tampoco va a cambiar, al menos no pronto, porque tendría que haber un cambio estructural, ya que la lógica del sistema está instaurada, probada y aprobada por el poder-.

Ante este panorama, los intentos de las personas artistas pordesarrollarse profesionalmente, son coletazos de voluntades fuertes intentando trabajar en un oficio que resulta quijotesco en un mundo tan absurdo. ¿Pasa dentro del Gran Área Metropolitana? Sí, claro, también. Pero como dije al inicio, fuera del GAM es la periferia, de la periferia, de la periferia; y en términos generales no hay un círculo de apoyo, ni círculo de colegas, ni universidades con academias de arte, ni públicos cautivos, ni infraestructuras adecuadas, ni instituciones culturales centralizadas, ni coleccionistas, ni mecenas, ni facilidades de formación, actualización o especialización.

Por todas estas razones, el acceso a ciertos fondos estatales y también afondos de fuente privada o extranjera en nuestros países para la actividad artística, está muy relacionada con la gestión cultural, y ésta, con la acción social. La autonomía del arte y sus manifestaciones e investigaciones formales son anuladas en busca de un “beneficio a la comunidad”, y esta es una realidad que debemos afrontar: según nuestra búsqueda artística es indispensable migrar hacia los centros. Por ejemplo, si mi interés es ser una pintora interesada en estudiar la mancha y la luz, o ser una actriz interesada en entrenamientos alternativos para voz cantada en teatro musical, es poco probable que mi búsqueda sea posible en una región periférica.

Es excelente desarrollar una labor social en el ámbito artístico, así como un interés por la gestión cultural, pero no debería ser una obligación para la persona artista, sin embargo, en la mayoría de casos en la periferia, es una manera más viable de sobrevivir como artista. Por mi lado, me encuentro en la zona de Limón desarrollando proyectos, y buscando que se gesten otros, porque por suerte, sí me interesa, al menos en este momento de mi vida, la acción social por medio del arte. Y he decir que he tenido que desarrollar una mente fuerte, una voluntad de acero, una claridad y confianza en que el arte es importante para las vidas, y un amor hacia la comunidad, que en este caso es la comunidad donde nací.

El desarrollo artístico en comunidad se hace posible pensando en colectivo, mutando las filosofías artísticas a campos de pedagogías informales, generando espacios de crecimiento con esperanza en la función “dignificante” del arte, creyendo en la rebeldía de desafiar el sistema neoliberal que nos empuja a no tener acceso a nuestro desarrollo integral. Lo que me apaña es el compartir y el reto enorme de crear arte con personas no profesionales en el ámbito, al menos por ahora.

Porque sí es importante, el arte es importante para las comunidades, para reducir los índices de criminalidad y violencia, para aumentar los niveles de escolarización, para desarrollar competencias para la vida, para estimular el aprendizaje, para sensibilizar, para cambiar vidas, porque el contacto con el arte nos cambia la vida a todas las personas.


Noelia Cruz

Licenciada en Arte y Comunicación Visual por la Universidad Nacional, Bachiller en Artes Dramáticas por la Universidad de Costa Rica. Fundadora y Directora de la agrupación La Cuadrilla Escénica.



1 Según el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC).

2 Según el Ministerio de Hacienda.

Leave a Reply